miércoles, 2 de abril de 2008

¡Váyase, Sr. Rajoy!

Si yo fuera votante del PP estaría muy cabreado. ¿Para esto pedía usted el voto, Sr. Rajoy? ¿Para esto fichó a Pizarro y le puso de número 2 por Madrid, y le envió a debatir con Solbes? ¿Para que ahora coloque a Soraya y sus sorayitos a dirigir el grupo parlamentario? Impresentable completamente. Pero viene a confirmar los peores presagios, tras la sorpresa inicial de su no renuncia al cargo. ¿Y lo siguiente? ¿Un congreso en junio con todo atado y bien atado? ¿Quién es esta señora? ¿Qué experiencia de gobierno en ayuntamientos o comunidades autónomas tiene? ¿Qué experiencia parlamentaria le avala? ¿Qué experiencia empresarial? ¿Cuáles son sus méritos, aparte de medrar en el aparato del partido? Ninguno. Y su oratoria está a la altura de la de "Pepiño" Blanco, es decir, en el subsuelo. ¡Qué banquete se va a dar Alonso! ¿Cuáles son sus cálculos, Sr. Rajoy? ¿Qué va a arañar unos cientos de miles de votos de "centro", a la derecha del PSOE? ¿Y los cientos de miles que ya ha perdido (y muchos más que acaba de perder) de votantes de derecha o liberales? ¡Que no tenemos partido a quien votar en este país llamado España, oiga! En el Prisoe, felices: Alonso se va a comer con patatas a Soraya, y a todos sus sorayitos de guarnición. En el PP dejan de lado a los pesos pesados: Montoro, Rato, Acebes, Zaplana, Pizarro, Aguirre.... La bofetada que se va a dar el PP va a ser monumental. ¿Ya no se acuerdan de lo que le pasó a UCD? Bueno, yo ya se lo avisé en su página web hace un par de años, y me censuraron.... Y sin embargo, Arenas acaba de perder su enésima elección en Andalucía, y ahí sigue; en Galicia se cae en picado, y sin embargo se promociona a su sector en la nueva dirección; en Cataluña andan a palos mientras mantienen a Vidal Quadras, uno de los líderes mejor valorados, y de los pocos con sentido común, en el ostracismo europeo... De culo, cuesta abajo y sin frenos, Sr. Rajoy. Su comportamiento, además de muy dudosamente democrático, es suicida para su partido, y perjudicial para España. Un comportamiento más propio del poseedor de una cara de granito que de un futuro presidente del gobierno. Me viene a la cabeza la famosa frase de Aznar, que debería aplicarse usted: "¡Váyase, Sr. Rajoy!". Y cuanto antes, mejor. Ya tarda.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada