lunes, 19 de mayo de 2008

De locos y criminales

El viernes pasado se aprobó en el parlamento autonómico vasco una resolución asombrosa, que en cualquier país democrático hubiera conllevado dos consecuencias: 1ª intervención de la Fiscalía del Estado, para acusar por injurias a los responsables de la resolución; 2ª Inmediata disolución de la autonomía vasca, cuyos dirigentes, tan sólo unas horas después de caer asesinado el último guardia civil, se dedican a injuriar a las Fuerzas de Seguridad, y al mismo Gobierno de la Nación. Eso, digo, es lo que ocurriría en Estados Unidos, Alemania, Francia o el Reino Unido. Aquí, por el contario, ZP recibirá mañana al nazi lehendakari con los brazos abiertos y su estulticia habituales. He querido leer de primera mano lo dicho en esa sesión, y tras buscar trabajosamente, he llegado a encontrar el diario de sesiones. En la esquizofrenia que impera en esa comunidad, el diario de sesiones de su parlamento autonómico no podía ser una excepción, y es lo más confuso y deslabazado que he visto en mi vida. Se mezclan frases y párrafos en vascuence y castellano, no se sabe dónde empieza y acaba cada intervención... Un follón, vamos, con toda la apariencia de ser intencionadamente confuso. Sin embargo, he conseguido encontrar en medio de la basura la intervención del representante del PP, que paso a transcribir: "¿Quién va a intervenir del Grupo Popular?, Ah bien! Es que se queda desconcertado, pues bien, De Urquijo jaunak dauka hitza. El Sr. DE URQUIJO VALDIVIELSO: Gracias, señora presidenta. Señora Ezenarro, se lo digo a usted porque es quién ha planteado la iniciativa, pero también a los que han presentado enmiendas de adición. Esta iniciativa suya hace un mes era un despropósito, pero hoy a 48 horas del asesinato del guardia civil Juan Manuel Piñuel, es un soberano despropósito, y lamentamos muy mucho que no haya tenido usted la decencia de atender a la petición que se ha planteado para que retirara esta iniciativa. Dicho esto, le diré que lo que no se puede hacer es estar ayer en una acto de homenaje al guardia civil asesinado colocando una corona de flores en la puerta del Parlamento, haciendo un discurso de solidaridad, de sentimiento de apoyo a la familia, y hoy venir aquí a darla de arena arrojando la sombra de la duda, cuestionando el honor de la Guardia Civil, no sé si sabe usted, supongo que sí que es costumbre si es norma, si es obligación de los miembros de la banda terrorista ETA denunciar torturas cuando son detenidos. Precisamente a este sujeto, Igor Portu que fue detenido, por cierto recuerdo que es el presunto autor vamos a decir de los ecuatorianos de la T-4 el 30 de diciembre hace dos años. Este individuo tenía entre su documentación el manual, lo diré en castellano no hablo euskera, que decía haciendo frente a las torturas, donde decía qué es lo que tiene que decir y como tiene que comportarse un asesino de ETA después de ser detenido o cuando es detenido por la Guardia Civil. Por lo tanto, no me voy a extender más. Le voy a decir únicamente a usted y a los que van a apoyar esta iniciativa y a presentar incluso una enmienda de adición, desde la serenidad pero desde la profunda emoción, créanme, sólo voy a poner a su iniciativa cuatro palabras, que son viva la Guardia Civil. La PRESIDENTA: Eskerrik asko, De Urquijo jauna." Y también parte de la intervención del socialista Pastor Garrido: "Basta, simplemente, con leer algunas de las normas de actuación de ETA, que me van a permitir que se las lean, porque son muy ilustrativas, y dicen así: "Denunciar a cuantos más txakurras podáis, aquí la imaginación no tiene límites y podéis desarrollarla sin miedo, nunca os van a represaliar por una denuncia falsa, aunque no se pueda comprobar ya habremos conseguido parte de lo que pretendemos y sin coste alguno. "Hablar de interrogatorios, de golpes, de bolsa, de bañera, de potro de tortura psicológica, leer bien el resto de documentos que tenéis, todos son necesarios y complementarios. Intentar además involucrar en la denuncia algún político tiene mucha más repercusión y crecen las contradicciones entre partidos –como la que estamos teniendo hoy aquí–, aquí todo vale y cuantas más denuncias mejor. Estaremos seguros de que llegarán a ser oídas y atendidas. Hemos comprobado con el tiempo que la denuncia, aunque sea como estrategia, ha retirado a muchos enemigos de valor, hay que seguir por esa línea y explotar la grandeza de la democracia. "Una vez que tú hayas denunciado, otros colectivos apoyaran tu acción, y así todos en la misma corriente llegaremos hasta el final de nuestros objetivos. No olvidéis que detrás de ti está la prensa, colectivos locales, juveniles, internacionales, comités mundiales contra la tortura, macos, y con suerte algún partido político oportunista y dubitativo. Como ves, tu aportación nunca será estéril". Eso es lo que pretende ETA, señora Ezenarro y señores del Tripartito, cuando saca a relucir supuestos casos de tortura." En fin, de locos y criminales. Locos apoyando a criminales. Criminales locos que se dedican a poner bombas en casas habitadas por niños. Locos criminales que desde su poltrona política consiguen subvenciones y justificaciones absurdas para los asesinos. Desdoblamientos asombrosos de personalidad, que les permiten a estos individuos acusar a la Guardia Civil de torturadora el viernes, y convocar una reunión para supuestamente homenajear a las víctimas del terrorismo el domingo. Despide un tufo muy desagradable el documento. Apesta. Se siente la confusión, el miedo y la desvergüenza que imperan en esas provincias. ¿Cuándo habrá un Gobierno en España que merezca tal nombre, y haga cumplir las leyes allí también, y se atreva a disolver esta autonomía vasca en la cual la mitad de la población tiene que ir mirando a su espalda, por miedo al tiro en la nuca? Mientras tanto, Aguirre le pide a la cara a Fraga que le dé explicaciones
Gallardón se interpone, y sigue a lo suyo... Y Marianito, desautoriza a Aguirre (que había exigido este fin de semana que el Presidente del Gobierno no recibiera este martes, mañana mismo, al lehendakari, en vista de la resolución que éste hizo aprobar el viernes), y se pone del lado de ZP, apoyando su reunión con el nazi vasco. Desastroso. Para terminar, una frase de Regina Otaola, la alcaldesa del PP que está plantando cara todos los días a los criminales etarras y a los políticos que les apoyan: "¿Qué está pasando en nuestro partido para que personas de la talla de Eduardo Zaplana, Ángel Acebes y ahora María San Gil se planten, cada uno de forma diferente, pero se planten? (...) En el País Vasco con Gregorio Ordoñez, con Jaime Mayor, con Carlos Iturgaiz y ahora con María San Gil hemos apostado por una política seria, ética, de defensa de la dignidad de las personas, de su libertad, incluso a costa de nuestra propia vida. Y si no hagamos un repaso de los concejales asesinados por los etarras nacionalistas, empezando por Gregorio Ordoñez y terminando por… Los que hemos tenido la suerte de seguir con vida, seguimos luchando por la libertad en todos los frentes, seguimos luchando para que los nacionalistas no nos marquen con la X de apestados en nuestra propia tierra, seguimos luchando por la dignidad. Y por todo ello apoyo la decisión de mi presidenta María San Gil y comparto la pena y la tristeza que esa decisión conlleva, porque viene a decir que no estamos de acuerdo con un proyecto político que solo apuesta por ganar al igual que hace Zapatero. Decir en cada Comunidad lo que convenga. Es decir: mirarse el ombligo, cada cual el suyo, para, según creen, ganar unas elecciones. Esta Nación que ha sido y es España merece que apostemos por ella, sin complejos, con la cabeza bien alta y con el objetivo de que los españoles vivamos en nuestra tierra sin que nadie nos ponga la X de apestados. España merece la pena y yo seguiré apostando por ella y por lo que María San Gil representa.". ¡Toma del frasco, Marianito!. Adiós. Vete ya. Y llévate a tus sorayos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada